Abrir menu
Novedad
19 May '09

Wolf desarrolla una completa línea de calderas presurizadas, entre 450 y 5.200 kW de potencia

Alto rendimiento a baja temperatura

Wolf Ibérica aprovecha las diferentes zonas de temperatura que se generan en el interior de las calderas pirotubulares con gran volumen de agua, junto al revolucionario sistema de desacople termohidráulico, único en el mercado, para consolidar en su completa línea de sistemas de calefacción su serie de calderas presurizadas de entre 450 y 5.200 kW. Calidad, ahorro energético y respeto por el medio ambiente -los tres pilares sobre los cuales la multinacional basa su línea de productos- se repiten en esta oferta de calderas de condensación, que ofrecen la mejor relación calidad-precio del mercado.

Baja temperatura y alto rendimiento definen la línea de calderas presurizadas de Wolf. Disponibles en diferentes modelos que oscilan entre los 450 y los 5.200 kW, las calderas presurizadas a gas GKS Eurotwin K, gas/gasóleo GKS Eurotwin NT, y GKS Dynatherm L vertebran la oferta en calderas medianas y grandes de Wolf.

Las calderas pirotubulares presentan grandes volúmenes de agua, por lo que en su interior se producen estratificaciones y, por consiguiente, se generan diferentes zonas de temperaturas. Las calderas Wolf GKS Eurotwin (K) y GKS Eurotwin NT aprovechan este fenómeno y, utilizando el revolucionario sistema de desacople termohidráulico, único en el mercado, impulsan simultáneamente a dos circuitos independientes, con un diferencial de temperatura de hasta 15°C. Así, ambos modelos ofrecen un amplio abanico de posibilidades para el ahorro energético de instalaciones de calefacción y Agua Caliente Sanitaria (ACS). Gracias a este sistema, en combinación con las hidráulicas ThermOne, Doble Thermone y ThermoTwin, puede optimizarse entre un 3 y un 5% el ahorro de explotación en comparación con cualquier otra caldera de baja temperatura existente en el mercado.

Por su parte, las calderas de condensación a gas GKS Eurotwin K de Wolf posibilitan potencia de 450 a 1.250 kW en temperaturas de trabajo que no superan los 95°C. Estas calderas ofrecen un máximo rendimiento aprovechando el calor procedente de los condensados del gas, al mismo tiempo que el desacople termohidráulico permite impulsar simultáneamente a dos circuitos con temperaturas diferentes. Las amplias cámaras de agua facilitan, a su vez, una óptima recirculación interna. Su fabricación en acero inoxidable AISI 316L garantiza la larga vida útil de la caldera. Asimismo, un aislamiento de 100 mm minimiza las pérdidas por radiación y convección.
Solicitar más informaciónConsultar web de la empresa

LO MÁS VISTO

VIDEOS

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios de forma más rápida y personalizada. Al acceder y continuar navegando en esta web acepta el uso de cookies. Para más información, lea nuestra Política de cookies
Aceptar
X

Suscríbete!

56.000 usuarios

ya reciben toda la actualidad de la
Arquitectura, Ingeniería y Construcción

SUSCRÍBETE