Abrir menu
Empresa
6 Feb '19

La era de las máquinas: la alta tecnología irrumpe en la fábrica de Rittal

Más de 100 máquinas de alta tecnología han llegado recientemente a la nueva fábrica y ahora se están poniendo en marcha progresivamente. Aquí ya nada funciona sin datos

Más de 100 máquinas de alta tecnología han llegado recientemente a la nueva fábrica y ahora se están implementando progresivamente.
El tema de la industria 4.0 se ha convertido en un imprescindible en las publicaciones comerciales y los periódicos locales de las zonas industriales, ya que la conversión de las fábricas está en pleno desarrollo, incluso en la fábrica de Rittal en Haiger. Más de 100 máquinas de alta tecnología han llegado recientemente a la nueva fábrica y ahora se están poniendo en marcha progresivamente. Aquí ya nada funciona sin datos.

Recientemente unos enormes camiones han depositado su carga frente a la nueva fábrica de Rittal en Haiger. Una carga muy valiosa: más de 100 máquinas de alta tecnología para un área de producción que supera el tamaño de tres campos de fútbol. Pero una máquina no viene sola. En el futuro, funcionarán en red basándose en datos. ¿Qué significa todo esto? Pues básicamente que ahora los productos se pueden producir con mayor precisión y rapidez gracias a la creación previa de su gemelo digital por ordenador. Las máquinas de la fábrica acceden a estos datos y producen su homólogo en versión real.

La fábrica de Rittal en Haiger es el centro de producción de armarios de distribución más moderno del mundo. Con alta tecnología y más de 100 de máquinas y componentes, la nueva instalación cumple con todos los requisitos en cuanto a la seguridad, protección contra incendios o vías de evacuación.
Pero no todo es tan sencillo: todos los sistemas, es decir, no solo las máquinas, sino también los conjuntos de maquinaria, funcionan juntos en red. Acceden a diferen-tes tipos de datos de distintas formas o intercambian información. Pero el factor decisivo es que una persona controla, supervisa e influye en estos procesos con precisión. Solo así cada máquina sabe exactamente qué debe hacer, cuándo y cómo.

Tanto las máquinas como la completa reconstrucción de la fábrica suponen una enorme inversión. Oliver Poth, director de la fábrica de Rittal en Haiger explica por qué la empresa ha invertido 250 millones de euros: «una inversión de este calibre disuade a muchas empresas. Pero no nos hemos convertido en líderes de innovación porque sí. En Rittal no tratamos con las tecnologías más avanzadas solo en la teoría. Dado que invertimos en el futuro, también contribuimos a darle forma.
No en vano el concepto de industria 4.0 representa la cuarta revolución industrial: después de la máquina de vapor, la producción en cadena y la automatización, la industria del futuro se caracteriza por un funcionamiento en red.
Solicitar más informaciónConsultar catálogo MultiformatoConsultar web de la empresa
Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios de forma más rápida y personalizada. Al acceder y continuar navegando en esta web acepta el uso de cookies. Para más información, lea nuestra Política de cookies
Aceptar
X

Suscríbete!

42.500 usuarios

ya reciben toda la actualidad de la
Arquitectura, Ingeniería y Construcción

SUSCRÍBETE