Abrir menu
Novedad
29 Jul '21

Con las ventanas PVC de REHAU todas las posibilidades están a tu alcance

Las ventajas del PVC frente al aluminio son infinitas y, debido a ello, son muchos los expertos que defienden este material como la mejor solución para cerramientos ya que encuentra el equilibrio perfecto entre precio y calidad

Una duda muy común a la hora de realizar una reforma en el hogar o la construcción de una obra nueva es la elección del material de las ventanas. Los cerramientos son una pieza clave en el proceso ya que permiten la entrada de luz solar, ofrecen protección frente a las temperaturas exteriores, aíslan de los ruidos y son determinantes para mejorar el ahorro energético del hogar. Por ello, y en línea con la filosofía de ofrecer las mejores soluciones para ventanas, REHAU presenta un amplio abanico de ventanas de PVC que garantizan la máxima eficiencia, diseño y calidad.

Sin duda, las ventajas del PVC frente al aluminio son infinitas y, debido a ello, son muchos los expertos que defienden este material como la mejor solución para cerramientos ya que encuentra el equilibrio perfecto entre precio y calidad. Por ello, tanto si se buscan diseños innovadores como productos sostenibles o soluciones inteligentes, con las ventanas PVC de REHAU todas las posibilidades están a tu alcance.

El aluminio, al ser un material altamente conductor del frío y el calor, necesita la incorporación de otros materiales aislantes para "romper" la conductividad del metal. Es lo que se conoce como rotura de puente térmico. En cambio, las altas prestaciones del PVC, que es un material no conductor, garantizan tanto un aislamiento térmico como acústico superiores, sin suponer ello un coste extra en cuanto a materiales aislantes se refiere. Con un buen aislamiento térmico y las altas prestaciones de unos cerramientos de calidad se puede llegar a ahorrar hasta un 76% el consumo de energía, como es el caso de las ventanas GENEO de REHAU.

Asimismo, otra de las ventajas diferenciales de un sistema de ventanas o puertas de PVC son sus elevados niveles de estanqueidad al agua y permeabilidad al aire, así como un grado de protección antirrobo hasta 10 veces mayor que otros sistemas. Con el exclusivo material RAU-FIPRO X, los perfiles de REHAU alcanzan hasta la clase de resistencia RC 3, garantizando la máxima protección contra intrusos.

Esta seguridad se une a la tranquilidad que supone el bajo mantenimiento que necesitan las ventanas de PVC, ya que con una sencilla limpieza es posible asegurar su conservación durante muchos años. El método de producción de los cerramientos REHAU, además, ha sido mejorado con la tecnología HDF (High-Definition-Finishing) para conseguir una superficie notablemente más lisa y brillante, evitando así que la suciedad se acumule y sea difícil de limpiar.

Por último, y no menos importante, aunque el color asociado habitualmente a los marcos de PVC ha sido siempre el blanco, esto ya no tiene por qué ser así. Actualmente, REHAU brinda un sinfín de posibilidades en cuanto a color y diseño, ya que dispone de más de 60 diseños diferentes (monocolor, bicolor o foliados), acabados (liso, granulado, metalizado), formas (arcos, circulares, irregulares, etc.) y tipos de aperturas (correderas, oscilo, batientes, abatibles, etc.) que hacen posible la realización de cualquier tipo de proyecto.

HUELLA ECOLÓGICA POSITIVA

Todas las opciones de diseño y funcionalidad carecen de sentido si no pueden relacionarse con la sostenibilidad y la preservación del medio ambiente. Para REHAU, cuidar de nuestro "hogar común" es igual de importante que ofrecer las mejores soluciones para cada vivienda. El PVC juega un papel importante también en ese sentido: es un material sostenible, por su larga durabilidad, bajo mantenimiento y sus elevados niveles de eficiencia energética. Por otro lado, permite reducir el consumo de energía global en calefacción y aire acondicionado y sus consecuentes emisiones de CO2. Asimismo, el PVC es un material totalmente reciclable y que requiere de muy pocos recursos para su fabricación. Por eso, la economía circular es uno de los pilares fundamentales de REHAU, gracias a lo que pueden garantizar la máxima vida útil de sus ventanas y sistemas de cerramientos. Prueba de ello son los más de 65 millones de euros que REHAU invirtió en 2020 en instalaciones de reciclaje, con el fin de proteger los recursos naturales y promover la sostenibilidad medioambiental.

En definitiva, por sus excelentes propiedades aislantes y posibilidades de diseño, el PVC se sitúa al frente del ranking de materiales a tener en cuenta a la hora de elegir las ventanas del hogar. Si a ello le añadimos las mejores prestaciones técnicas, una gran relación calidad-precio y el know-how de una marca como REHAU, nos encontramos con la mejor solución de cerramientos para un hogar seguro, eficiente y confortable.

VIDEOS

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios de forma más rápida y personalizada. Al acceder y continuar navegando en esta web acepta el uso de cookies. Para más información, lea nuestra Política de cookies
Aceptar
X

Suscríbete!

56.000 usuarios

ya reciben toda la actualidad de la
Arquitectura, Ingeniería y Construcción

SUSCRÍBETE